Siete Secretos Para Tener Una Actitud Positiva

Día a día nos enfrentamos con un sinnúmero de situaciones, decisiones y alternativas. Para afrontarlas de manera exitosa es importante tener una actitud positiva.

En este artículo conocerás siete secretos para tener una actitud positiva ante la vida. Es importante que aprendas a tener una disposición positiva, animada y entusiasta a pesar de todo lo inesperado que ocurra en tu vida, recordando siempre que todo pasa y que lo que sucede es lo mejor.

Una Actitud Positiva Te Permitirá Hacer Las Cosas Mucho Mejor Que Una Actitud Negativa

Además, cuando afianzas una actitud positiva, estás más animado, tienes pensamientos positivos y todo te parece más bonito.

Con una actitud positiva, ganas seguridad en ti mismo. Confías que podrás vencer cualquier obstáculo que aparezca en tu camino. Te relacionas con mayor facilidad con los extraños, y de manera más amable y cariñosa con tus seres queridos. Y lo más importante es que, con una actitud positiva, te vuelves más tolerante y comprensivo con los errores que cometen los demás.

Entonces La Pregunta Es “¿Cómo Tener Una Actitud Positiva?”

Siete secretos que te ayudarán a tener una actitud positiva y a recuperar tu entusiasmo cuando lo sientas perdido.
  • Primer secreto: elabora una lista de frases de felicidad y frases de amor. Anota en tarjetas pequeñas algunas oraciones positivas como referencia informativa, que te sirvan para levantar el ánimo y para fortalecer tu espíritu. Léelas cuantas veces sea necesario para mantener una actitud positiva a lo largo del día.
  •   Segundo secreto: rodéate de personas optimistas que tengan una actitud positiva. Cuando sientas que tu estado de ánimo comienza a bajar, busca la compañía de un buen amigo o de tu pareja si son personas provistas de actitud positiva. Sus comentarios, energía y presencia te ayudarán a tener una disposición positiva. Evita permanecer aislado. La amistad es muy importante.
  • Tercer secreto: conéctate a tus recuerdos positivos. Elabora un cofre de momentos de felicidad. Consigue una caja que te parezca singular. Coloca en su interior alguna foto que te evoque un lugar o un momento muy especial; una carta o una tarjeta remitida por una persona querida; algún objeto que te rememore el amor de tu pareja; un par de caramelos para endulzar el momento; algún dibujo de tus hijos expresándote amor; un elemento natural . Cada vez que te sientas desanimado, ábrela y conéctate a todos esos sentimientos positivos y entusiastas a través de tus recuerdos.
  • Cuarto secreto: mantén una actitud positiva; elimina todo pensamiento de tristeza, enfermedad o pesimismo. Sonríe, refleja en tu rostro el estado de ánimo que deseas mantener. La felicidad no depende de lo que sucede fuera, sino de cómo nos sentimos por dentro. Deja de quejarte y lamentarte por lo que todavía no ha llegado a tu vida y fija tu atención en todo lo bueno, especial y maravilloso que ocurre en ella.
  • Quinto secreto: ponte en contacto con la naturaleza. Sentarte a solas contigo mismo rodeado de un ambiente natural te estimulará a vaciar tu mente de pensamientos y a liberar la carga emocional que tienes dentro. Podrás sentir la presencia divina y recuperar la paz interior. Desarrollar la capacidad de vivir en el momento presente y sumergirte por completo en una actitud positiva hará que puedas disfrutar mucho más de todo lo que te envuelve.
  • Sexto secreto: fija tu atención siempre en lo positivo. Evita afianzar tu atención en lo negativo y aferrarte a lo malo que ocurre en tu vida. Cuando lo hacemos, nos llenamos de emociones y pensamientos negativos que afectan nuestra visión de la vida y nuestra manera de ser. Te invito a buscar y reconocer todos los aspectos positivos de tu vida cada día, para que puedas apoyarte en ellos y mantener la fortaleza y el optimismo.
  • Séptimo secreto: entrega lo mejor de ti. Comienza a repartir a manos llenas lo mejor de ti, con responsabilidad, amor y excelencia. Ama lo que haces para que el resultado de tu trabajo sea siempre positivo. Ésta es la forma de sembrar prosperidad y abundancia en nuestro mundo.
Recuerda algo muy importante: los sentimientos son tu sistema interno de orientación, un mecanismo personal de retroalimentación interna. Si te sientes emocionado, feliz, satisfecho y con una actitud positiva, lo más probable es que vayas en la dirección correcta, en concordancia con tu verdad personal.

Si te sientes deprimido, triste o afligido, es probable que no, siendo necesario aplicar cualquiera de estas recomendaciones para que vuelvas a tu estado natural: el “Bien-estar”.